23 de diciembre de 2015

PATRIA ROJA Y EL SUTEP TIENEN QUE DESAPARECER

En estas elecciones del 2016 hay candidatos presidenciales como cancha, muchos partidos "pequeños" se han visto obligados a presentar candidaturas propias, debido a que no pudieron realizar alianzas con otros grupos políticos, y porque la ley electoral los obliga a participar. Claro está que hoy algunos partidos pequeños nadie les llamó como a Patria Roja, el profesor de filosofía Ricardo Paredes Vassallo comento al respecto.

Patria roja y el SUTEP tienen que desaparecer.

Medran bien de la mala educación de los peruanos.

Mariategui fue claro y pristino. Fundó el Partido Comunista Peruano y organizo a los trabajadores. Tarea pionera y heroica, admirable en un self made intelectual.

El Perú de entonces era gobernado aun por una casta parasita de hacendados, curas y militares (todos, sin excepción, parientes y herederos de los colonizadores españoles) y el estado, patizambo y llevado al desastre por vistosos y muy connotados pitucos cobardes -Chile, la ínfima nación, abrió a tajo abierto las entrañas de una patria vacía y enseño al mundo el real desastre al que hubo caído esta nación poderosa en manos de los INKAS.

Mariategui quiso aliviar con su gran esfuerzo este desastre histórico, pero se topo con el inefable y muy estúpido Haya de la Torre, el mismo que patrocinaba un sancocho mental como patria, muy a gusto de los yanquis.


Esto es entendible aunque sea asqueroso y aunque haya dañado la trayectoria brillante de nuestro amauta y castrado por décadas el desarrollo del poder en el Perú. Pero lo que no se entiende es que la izquierda, heredera natural de Mariategui, funde feudos (como el de Patria Roja) reticentes en cooperar con el país porque tiene intereses enraizados en la corrupción del estado. Patria roja es nocivo como partido: se apodero del SUTEP y desde allí negocia, con las autoridades de turno, el rumbo de la pésima educación de los peruanos.

En otro comentario nuestro querido maestro Vassallo, dice: Breña Pantoja es un tipo corrupto y al que hay que tener muy en cuenta. Patria roja está viviendo de la derrama magisterial por 50 años. Estos revolucionarios de cantina no arriesgan nada: miden el mundo en panes no en ideas, no en el poder de todos.



Reacciones:

0 comentarios: